25 enero 2007

El reloj

Desde 1919, cuenta el tiempo en la estación de Toledo.

"Viajeros al tren"; me pareció escuchar la voz que entonces sonaría.

Y la lenta marcha de sus minutos para la mirada ansiosa del que espera.

O qué locas, las manecillas correrían
para unas manos que deben despedirse.

Y recordé a Neruda...

47 comentarios:

Anónimo dijo...

Todo es tiempo y es metáfora. Casi de vida.Inaprensibles minutos, segundos.Silencios...

Me encantó el tic tac de tus letras a duo con Neruda.

Un abrazo

Mar dijo...

Siempre me gustó Neruda.. incluso una vez escribí un post para un amigo muy querido que se titulaba así;)
Toledo... si el temporal de nieve lo permite, este fin de semana lo veré de nuevo.
Un abrazo Almenita, que tengas un perfecto fin de semana

mentecato dijo...

En nuestra patria, quedan pocas estaciones de ferrocarril. Aùn en ellas, penden viejos relojes, infatigables, remolones, a veces angustiados. En los inviernos ya quisieran irse a beber a una taberna con nostàlgicos camaradas.

Cuando viajo a la añosa casa de la provincia, en la estaciòn de Talca (trueno en idioma mapuche) contemplo el milenario reloj que me vio pasar adolescente y con el corazòn lleno de flamencos y nubes a estudiar a la capital. Hoy parecemos hermanos: nuestras duelas llevan la marca feroz del tiempo y en nuestra memoria, de tanto en tanto, un sùbito jùbilo nos hace bailar el siempre hermoso baile de la vida.


Un abrazo.

Anónimo dijo...

Más de 8o años viendo pasar gentes.
Las cosas nos sobreviven.

Anónimo dijo...

Precioso post. Cuántos poetas le han escrito al tiempo a su eterno pasar.
Besos

Anónimo dijo...

Por descgracia somos prisioneros del tiempo. Pero que siga contando

JHWH dijo...

De paso

Decir espera es un crimen,
decir mañana es igual que matar,
ayer de nada nos sirve,
las cicatrices no ayudan a andar.

Sólo morir permanece
como la más inmutable razón,
vivir es un accidente,
un ejercicio de gozo y dolor.

Que no, que no, que el pensamiento
no puede tomar asiento,
que el pensamiento es estar
siempre de paso, de paso, de paso...

Quien pone reglas al juego
se engaña si dice que es jugador,
lo que le mueve es el miedo
de que se sepa que nunca jugó.

La ciencia es una estrategia,
es una forma de atar la verdad
que es algo más que materia,
pues el misterio se oculta detrás.

Hay demasiados profetas,
profesionales de la libertad,
que hacen del aire, bandera,
pretexto inútil para respirar.

En una noche infinita
que va meciendo a este gran ataúd
donde olvidamos que el día
sólo es un punto, un punto de luz.

Luis E. Aute

el alelo dijo...

¿Has pintado la fachada de tu blog o es cosa de los duendes de internet?

Lunarroja dijo...

Estamos todos con cambios en nuestros blogs, eh? ¡Y no es tan fácil! Dejar este comentario, por ejemplo, con mi nombre, me está costando un poquito...
Enhorabuena por tus cambios y por haberlos logrado!!!!

JHWH dijo...

mejor.

Eloísa dijo...

Fíjate que además de Neruda, Almenilla, me ha recordado la canción de Sabina "Ahora que".
El tiempo que corre inexorablemente para bien o mal.
Besazos :)

María Dubón dijo...

Tic, tac. Tic, tac… Es el ritmo del tiempo que marcan las horas.

Bonita cara nueva, Almena. Un abrazo.

Ula dijo...

El tiempo inventado por los hombres y esclavo suyo. Como dices en el post, qué angustia a veces porque corra la manecilla y qué angustia otras para que no avance.
Bonito el blog.

Darkhorse1974 dijo...

Wuao, pues si que tiene años y por la foto parece en muy buen estado. Genial Neruda!!

Una brazo

Susy dijo...

No se si sabes que tengo cierto fetichismo por los relojes. Me atraen de la misma manera que algo que solo adorna.
Salvo obligaciones, solo para ignorarles.
Cosas mias, nimias.

Besitos.

Ana R dijo...

No sé porque salió como anónimo mi comentario, Almena. Al menos ha subido. La del tiempo y la metáfora era yo.

Un abrazo

Sincronie dijo...

El tiempo es lo único que no termina.

Por cierto, ¿tienes 251 años?

(eso dice tu perfil)

Hugo Denis.

Trini dijo...

El reloj y su a veces, extrema crueldad. Galopando cuando quisiésemos que no lo hiciera, ralentizándose cuando deseamos que cabalgue...

Besos

aminuscula dijo...

Si los relojes contaran...

Has cambiado tu casita!!! Me encanta. Se ve muy limpia y luminosa.

Un besazo

mnez dijo...

¿Has pensado alguna vez en la soledad del tiempo? Condenado a vivir eternamente...
Un abrazo

MentesSueltas dijo...

Un placer leerte... el tiempo, todo un tema, una indefiniciòn permanente.

Un abrazo

MentesSueltas

Kuan dijo...

Qué importantes los relojes que marcan el tiempo sólo existente en la experiencia, qué belleza encierran más allá de lo que significa el propio tiempo. Giran al son del Universo, se alían con él para situarnos en las distintas etapas de nuestra realidad.

Ya sabes de la importancia de los relojes en mi vida. No existe ni una sola imagen de mi infancia en el que los relojes nos estuvieran presentes. Aún están en la casa de mis padres recordando momentos felices con sus campanadas y su música, llevándome a través del tic-tac de sus corazones de acero a recordar sentimientos, experiencias, momentos felices...

Viajeros al tren de la vida!!!

Besitos

unjubilado dijo...

Reloj no marques las horas porque voy a enloquecer ella se ira para siempre cuando amanezca otra vez...
Un abrazo

Ogigia dijo...

¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Reconozco ese relojjjjj!!!!! Qué bonito, qué buen día, amiga

Lúa- Haberlas, hailas... dijo...

...he vivido muchas veces las despedidas, lo rápidas que se hacen...también el regreso inquieto en el tren cuando sabes que alguien espera en la estación....y ahora vivo la pena de mirar al espacio que tantas veces estuvo ocupado por una sonrisa amable y un beso de bienvenida y anhelo, y ver, que está vacío....besos

Lúa- Haberlas, hailas... dijo...

pero...adoro las estaciones de tren y viajar en tren....

El detective amaestrado dijo...

Las estaciones de tren suelen albergar vagones y locomotoras que esperan a que gente como tu llegue a hablar de ellos

Sirenita dijo...

A mí el tiempo me da un poco de miedo, mi reloj anda muy descompensado, a veces va lentísimo y otras demasiado rápido. Necesito urgentemente un relojero que me arregle.
Un beso.

Isabel Romana dijo...

Una preciosa imagen y muy oportuno tu recuerdo del poema de Neruda. El tiempo y su transcurso inapelable es fuente permanente de inspiración. Y los relojes, sus ejecutores... Besos.

Leodegundia dijo...

Veo cambios de decoración en tu casa.
La estación de tren de Toledo es una joya desgraciadamente poco conocida.
Un abrazo

alma dijo...

Cuantas historias habrán presenciado esas agujas...

Anónimo dijo...

Me has hecho volver a mi infancia.
Nací cerca de una estación de trenes. Eñ sonido de su llegada vibra en mis neuronas.
He recordado a Penélope. Tan triste y tan infinitamente enamorada de su amado. ¿Quién sabe qué caminos habrá tomado él?.
Y ella enamorada de sus recuerdos.
Zenia desde
http://imaginados.blogia.com

Charles de Batz dijo...

Cuenta Pío Baroja que en el reloj del campanario de una iglesia del País Vasco había una inscripción que decía:

"Vulnerant omnes, última necat"

es decir,

"Todas hieren, la última mata"

refiriéndose, claro está, a las horas.

Salud

natalia (cenicienta) dijo...

hl guapa, siento mis desapariciones pr no tengo tiempo... Aunq cuando puedo me paso por aquí y me encuentro con joyas como esta.. así q no pienses q te olvido.. besos

athos dijo...

Reloj, dominador, intrasigente, perverso,caprichoso,tenaz,perezoso,glotón, insolente, altivo,.

Lo importante es no correr demasiado para no llegar a ninguna parte.

Besos

Leo Zelada Grajeda dijo...

Muy ilustrativo tu post sobre el reloj.

Estas invitada a la presentaciòn de mi antologìa este miercoles 31 en Madrid.

gonzalo dijo...

volverán los relojes a buscar su sitio en la estación.

Lisola dijo...

¡Reloj! Dios siniestro, impasible, horroroso...

que dijo Baudelaire.

Buen fin de semana.

Lisola

Fernando dijo...

Entro pocas veces en tu blog...me alegro hacerlo hoy...hermoso poema de Neruda...y el tiempo vencedor de todas las batallas...un beso Almena...y no moderes los comentarios..estoy seguro que aquí sólo entra buena gente.

Alemama dijo...

Los relojes son fascinantes. Tengo uno que fue de mi suegro y es centenario por lo menos. Siempre que le doy cuerda con su llave pienso en las personas a quienes les marcó el ritmo de la vida con sus tic-tac... y ding, dong....

P. dijo...

que dura es la espera cuando la ansiedad te ahorca

Azul Caleidoscopio dijo...

Que bonito has expresado la relatividad del tiempo, en una estacion de tren entre los que quieren irse y los que no. Por eso me encantan los relojes viejos. Un abrazo.

DE PROPOSITO dijo...

Passei por aqui..
E desejo-te felicidades.
Manuel

susana dijo...

algunas veces es demasiado difícil ser prisionero de las manecillas del reloj...besos su

elangeldelasmilvioletas dijo...

me he quedado mirando la foto del reloj....no se.. me ha entrado un escalofrío...
Besos.

lamima dijo...

Bonita foto y magnifico Neruda (como no). Un reloj que corta el tiempo...

Marian dijo...

Relojes, estaciones y trenes... !Qué insignificante resulta nuestro viaje por el tiempo!

Un besín