09 mayo 2006

En la calle...


"Resistiendo a desaparecer, después de vivir 143 años.
Año 1985"

Me pregunté quién habría seguido tan de cerca la vida de este árbol. Quién habría querido resaltar su mérito de ser tan longevo y de seguir resistiendo aún después de más de 20 años "decapitado". Alguien, hace 21 años, había colocado sobre él esa leyenda.
Allí está, en aquel parque. O mejor, en aquel "bosque urbano" (El bosque de Valorio).

48 comentarios:

leodegundia dijo...

Felicito al que puso ese letrero, seguro que era alguien que como yo amaba los árboles.
Un abrazo

Dianora dijo...

Hace algún tiempo, tras la primera visita de un familiar a Madrid, éste se sorprendía porque no pensaba que en Madrid hubiera tantos árboles y fuese "tan verde". Nunca hay suficientes. Se lo dije en aquel momento, y lo sigo manteniendo.
Un beso Alme

Marian dijo...

Qué miseria prescindir del mejor argumento de vida, generador de vida. No me extraña que llevemos una existencia urbana despersonalizada, vertical y fría.

Un besín:)

alemama dijo...

Es la pena más negra, te lo firmo, pues acabamos de echar abajo uno grande, pero no tan viejo, por el permanente desganche encima de la casa de mi vecina. Ahora pondremos uno frutal, más pequeño, de hoja caduca y más liviano :(

ideas dijo...

Siempre hay alguien que se resiste a que el olvido habite en el..

yole dijo...

Curiosa leyenda en la que aprender.
Besos.

Meternura dijo...

Tu blog me encanta. Una maravilla. Felicidades.
Te seguiré leyendo.

Saludos.

unjubilado dijo...

En Zamora, tiene que existir alguna persona que le gustan mucho los árboles, pero el propio árbol quiere guardar el recuerdo de lo que le pasó, quizás una tempestad de aire, o sería que molestaba para un camino que pensaban hacer... el caso es que quiere demostrar que con su vejez y su muerte, es capaz de perdurar muchos años.
Un saludo Almena y otro para los restos de ese centenario árbol.

azzura dijo...

Saludos Almenita;) me gustaría ver ese árbol ..

Charles de Batz dijo...

Podía ser en cierto modo un mensaje de esperanza: a pesar de la acción depredadora del hombre con la naturaleza, ésta tiene la fuerza suficiente para aguantar y sobrevivir. Visto así, no es una mala señal.

Un saludo

MAURA_ dijo...

Un mensaje muy emotivo amiga,supieras lo que me dolió ser testigo de la decapitación de unos pimientos que caracterizaban una avenida de mi ciudad, eran antiquísimos y simplemente por darle paso a la modernidad los destruyeron(eso nunca lo entenderé)
En fin humanos decimos llamarnos.
Mi cariñito de siempre.

Ogigia dijo...

¿Sabes, amiga? tu mirada para descubrir es magnífica

thirthe dijo...

seguro que sirve de cobijo para otros.

Kuan dijo...

Seguramente alguien que le quiso...

Besos, almenita :-)

Noa con las mujeres en la sombra dijo...

Hola, dale un besito a ese tronco de mi parte. Son lo mejor, los árboles.
Saluditos amiga!!

Unda dijo...

Bonito epitafio.
Un beso

*Blue*Princess* dijo...

arboles nunca e pensado en ellos hasta hoy.. que maravilla de blog!

Anei dijo...

Por que la gente tala los árboles?? para hacer edificios, urbanizar???
que bello sería una ciudad con un gran árbol en la vereda y cuando vas mas apurada a hacer tus cosas, escucharas los pájaros....
¿soñadora? a mucha honra =D

Anónimo dijo...

Hay que luchar hasta el final ¿no Almena? Un besazo y gracias por tu nota de ánimo. Cuídate mucho.
Comella

sabelilla dijo...

Olé por el árbol.
Yo quiero colgarme un cartel igual en un futuro...

Un abrazo, almena

alp dijo...

Me gusta pensar que hay gente que se sigue preocupando por la naturaleza :D.

Trini dijo...

Seguro que alguién que se cobijó a su sombra muchos años. Alguién que colgó en sus ramas la mirada y se relajó con el frufru del rumor de sus hojas.

Besos muchos y gracias por tus buenos deseos

arrecife dijo...

Aunque los haikus no tienen título, te envío el "Epitafio para un árbol querido"(aunque querer, querer, a todos se les quiere algo, creo yo)


Yace aquí
aquello que fue sombra:
árbol cortado.

aminuscula dijo...

Almenita, lo que más me gusta de los posts "en la calle" es la sensibilidad que muestras. Eres fantástica.

Un besazo

La hormiguita dijo...

Coincido con Ogigia acerca de la gran mirada que tienes. Un beso.

Sigiloso dijo...

entrañable, es la pura lucha contra la impermanencia...

Caboblanco dijo...

Puedes creer que la imagen de un arbol cortado casi me reulta más desagradable que de un animal muerto... ¿Es normal?

María Guilherme dijo...

Parece que los árboles en las ciudades aparecen por las esquinas como intrusos o sobrevivientes, cuando en el fondo es el hormigón el que sobra.
un abrazo grande
M.

Anazia dijo...

Igual fue alguien cuyos momentos principales ocurrieron en ese mismo lugar y no quiso que se fueran del recuerdo. Igual fue el nieto de quien lo puso ahí... ya no lo sabremos, pero nunca se sabe.

TEa dijo...

... busqué un hermoso eucalipto en un paisaje conocido.... encontré que estorbaba para un cableado y lo habían cortado por la mitad... fue como si me hubiesen arrebatado una parte de mi recuerdo... una parte de mi misma. Todo lo daba a cambio de nada... sombra, oxígeno, aroma... ¿qué le dí yo?.

Bohemia dijo...

Pues que bonito quien haya hecho algo así, seguro que esa persona tenía un corazón muy verde con olor a eucalipto.
Muak!

Con Sal en los Labios dijo...

Una lección de perseverancia y reconocimiento...

Impresionante...

Un abrazo,

alma dijo...

Eso es arraigo a la vida, sí señor!

andrearec dijo...

Echaba de menos venir a tu casita. Siempre tan armónica; tu música, tus fotos y este mensaje que se clava en el corazón. ¡Cómo nos hablan los árboles! Alguien les pone su voz, pero ellos hablan, sí. Besos miles

brisaenlanoche dijo...

Un amante de la naturaleza sería su autor... Si el tronco hablara, qué nos diría...

Un abrazo.

Hannah dijo...

¡Hay tantas formas de matar! Y se mata a personas, animales, árboles y plantas, ríos, montes, afectos, ilusiones, sonrisas, lágrimas... Pero lo que una vez tuvo vida, aunque se la segaran, y aunque no haya una leyenda, siempre queda ahí... ¡En algún rincón del alma!

Un besito, almena.

Hannah

Hannah dijo...

¡Hay tantas formas de matar! Y se mata a personas, animales, árboles y plantas, ríos, montes, afectos, ilusiones, sonrisas, lágrimas... Pero lo que una vez tuvo vida, aunque se la segaran, y aunque no haya una leyenda, siempre queda ahí... ¡En algún rincón del alma!

Un besito, almena.

Hannah

Isabel dijo...

Me encanta. Después de tantos años y que aún esté ahí la huella de su permanencia en el mundo. Maravilloso. :)

Un beso grande :*

nina dijo...

No se la historia de ese arbol,me recuerda a los árboles de mi infancia, viejos árboles en los que jugábamos al escondite hasta que viendo el peligro que suponía lo talaban. Como cuaalquier ser viviente cumple loss ciclos de la vida. Lo que no soporto es la tala despiadada de la amazonía.
"No soy yo quien escoje lo mejor; que ello me escoge a mi". R. Tagore

Lula Towanda dijo...

la tala de este árbol no se lo podemos achacar al faraón madrileño.

MAURA_ dijo...

Besitos de Lunes amiga.
Una linda semana para ti:)
tqmmmmm

Glauca dijo...

Ahora sería menester colocar otra a su lado que dijera:
"Resistiendo a desaparecer, despues de morir hace más de 20 años"
2006

Es una bella muestra de la enorme fuerza que posee la naturaleza...resistiendo siempre.
Besos y te deseo buena semana.

sirocco dijo...

No somos conscientes de como se fijan en nosotros los demás. Seguramente ese árbol, con su sombra, hizo meditar a más de uno. Rendirle honores, toda una muestra de gratitud.


Abrazos, Almena.

Ebla dijo...

Hola guapa!. Besos y primaveras.

malva dijo...

muy bonito tu blog almena, me gusta mucho, ya había pasado por aquí...y ese árbol me ha impresionado, una curiosidad dónde se encuentra? dónde está el bosque de Valorio? me parece tremendo lo frívolos que llegamos a ser ...
ah los haikus preciosos.. un saludo

burbujavirtual dijo...

algo de lo que avisté desde ti resonó en mi

y desde allí se vino a posart aquí

...

saludos violetas

http://jugart.blogspot.com/

Anónimo dijo...

A ver si actualizamos, que tienes a tus lectores con sed de cosas nimias ;) :P

Sólo he entrado a dejarte un fuerte abrazo y a darte las gracias por ser tan genial. GRACIAS GRACIAS GRACIAS POR TUS BUENOS DESEOS Y TUS ANIMOS. Se agradece mucho, en serio.
Comella

natalia (cenicienta) dijo...

ese árbol sí q es un luchador,, besos