17 marzo 2009

Motivos para vivir

¿Matemático o Filósofo? ¿o quizá la Matemática como camino hacia la Filosofía? Me refiero a Bertrand Russell, del que recientemente he leído el Prólogo a su "Autobiografía".

Sus tres pasiones vitales: el amor, el conocimiento, la piedad por el sufrimiento ajeno. Se me antoja tan grato de leer, que no me resisto a traerlo a este espacio.


PARA QUÉ HE VIVIDO

" Tres pasiones, simples, pero abrumadoramente intensas, han gobernado mi vida: el ansia de amor, la búsqueda del conocimiento y una insoportable piedad por el sufrimiento de la humanidad. Estas tres pasiones, como grandes vendavales, me han llevado de acá para allá, por una ruta cambiante, sobre un profundo océano de angustia, hasta el borde mismo de la desesperación.

He buscado el amor, primero, porque conduce al éxtasis, un éxtasis tan grande, que a menudo hubiera sacrificado el resto de mi existencia por unas horas de este gozo. Lo he buscado, en segundo lugar, porque alivia la soledad, esa terrible soledad en que una conciencia trémula se asoma al borde del mundo para otear el frío e insondable abismo sin vida. Lo he buscado, finalmente, porque en la unión del amor he visto, en una miniatura mística, la visión anticipada del cielo que han imaginado santos y poetas. Esto era lo que buscaba, y, aunque pudiera parecer demasiado bueno para esta vida humana, esto es lo que -al fin- he hallado.

Con igual pasión he buscado el conocimiento. He deseado entender el corazón de los hombres. He deseado saber por qué brillan las estrellas. Y he tratado de aprehender el poder pitagórico en virtud del cual el número domina al flujo. Algo de esto he logrado, aunque no mucho.

El amor y el conocimiento, en la medida en que ambos eran posibles, me transportaban hacia el cielo. Pero siempre la piedad me hacía volver a la tierra. Resuena en mi corazón el eco de gritos de dolor. Niños hambrientos, víctimas torturadas por opresores, ancianos desvalidos, carga odiosa para sus hijos, y todo un mundo de soledad, pobreza y dolor convierten en una burla lo que debería ser la existencia humana. Deseo ardientemente aliviar el mal, pero no puedo, y yo también sufro.

Ésta ha sido mi vida. La he hallado digna de vivirse, y con gusto volvería a vivirla si se me ofreciese la oportunidad ."

Bertrand Russell, Autobiografía , 1967


Ojalá todos podamos decir "la he hallado digna de vivirse, de tener oportunidad la repetiría".
.

25 comentarios:

María Dubón dijo...

Russell es un gran FILÓSOFO.

Besos, querida Almena

aminuscula dijo...

Digna de vivirse y de repetir, tantas veces como sea posible. Pero como bien dices, ojalá todos puedan verla así. Pocos, muy pocos sufrimientos humanos deberían tener el poder de eclipsar la belleza de la vida.

Un beso, amiga, cada vez que escribes es porque tienes algo bello que decir y yo vengo enseguida a escucharte, preparada para lo mejor.

AleMamá dijo...

Este señor está muy lejos de mi estimación, pero para tener el reconocimiento que ha tenido, como todas las personas, debe tener alguna grandeza y en su declaración habla de ello.

Un beso grande.

Filoabpuerto dijo...

Filósofo, sin duda, Almena.

Filósofo porque Russell era un "amante" de la "sabiduría" ya fuera de lo concerniente al campo empírico como al moral y psíquico.

Russell buscaba el conocimiento para entender y dar sentido a la realidad que nos rodea pero también para transformarla, por ello resulta un referente importante para los que entendemos que la Filosofía no sólo ha de ocuparse en "pensar" la realidad sino también ha "actuar" e implicarse en ella.

Saluditos

Merce

Leodegundia dijo...

No hay duda de que él supo buscarle la esencia a la vida y por lo que leí, en gran parte lo consiguió.
Un abrazo

TriniReina dijo...

Que distinto el mundo si todos tuviésemos estas mismas tres pasiones, que sereno y justo todo...

Besos

simplementeyo dijo...

Al leerlo estaba pensando exactamente lo mismo q tú, ojala todos al final de nuestra vida pensemos q era digna de repetirse. Gracias por compartir esto con nosotros. Besos

Chela dijo...

Has hecho bien en traernos ese fragmento de B.Russell a este post.¡Es impresionante el resumen que hace de las pasiones y sentimientos que han guiado su vida!

Las comparto, aunque mi dimensión es muy humilde, pero ciertamente nunca halle la felicidad completa, porque aun teniendo motivos para ello la infelicidad de los que me rodean y de otros seres humanos no me permite ser del todo feliz. Me parece inmerecido ser feliz cuando los demás son desgraciados.¡Hay demasiadas personas que sufren!

Recibe un fuerte y cariñoso abrazo.

Isabel Romana dijo...

Comprendo que te haya admirado y seducido este prólogo. Son palabras bellísimas, llenas de esa inmensa humanidad de este gran pensador. Me ha conmovido especialmente esa confesión de alcanzar el cielo mediante el amor y el conocimiento y su regresar a la tierra por razón de su piedad (yo diría compasión y solidaridad también) por los demás seres humanos. En este prólogo se adivina la calidad humana de su autor. Un beso muy fuerte, querida amiga.

koffee dijo...

Me ha parecido de gran humanidad, y justamente es la característica que echo de menos en esta sociedad. No sé si en realidad se sentía tan identificado con el pensamiento, quiero pensar que si.
Un besazo.

maria jesus dijo...

La vida creo que siempre es digna de vivirse. La cosa está en llegar al final orgulloso de como se ha vivido. Un beso

PIER BIONNIVELLS dijo...

Me gusta el..
Si que es grande..
Y que lindo escrito.. me ha gustado..

He..Que estes bien!!
Te dejo abrazos.

MC dijo...

Entré a tu sitio desde "Ser Rizomático" el blog de Carmen, amiga luchadora, porque allí buscaba ansioso noticias de ella. (si alguien las tiene que las comparta por favor, gracias).
Pero cuando miré por estos lados y apenas vi a mi amigo Bertrand comentado, me dije éste es "un lugar" así que veamos . . .
Continué y me sentí como en casa de amigos.
Gracias.

Una mirada... dijo...

Sobre todo, filósofo; en el sentido amplio de la palabra. Filósofo a la antigua que no desdeñó ni artes ni ciencias.
Y pongo en lista de espera esa Autobiografía que, por lo que expones, tiene que ser asaz interesante y abundante en conocimientos para libar.

Un saludo (con aroma a prímulas).

Ogigia dijo...

unod elos filósofos más raramente optimistas...besos, amiga

Visnja Roje dijo...

HOLA ALMENA.¡¡que de tiempoque no te escribia , bueno hoy estoy haciendo i blog mensual, cada vez que puedas ,arrancate a mi blog y gracia sAlmena por darte el trabajo de buscar material para compartirlo con nosotras¡¡visitame¡

un abrazo

VISNJA

Susy dijo...

Depende, pienso yo, por el momento vital por el que se esté pasando.
Yo, como Russel, viviría tantas vidas como fuera posible si me dejaran, pero siempre la mía.

Y con respecto a las tres pasiones del autor, también me son muy familiares y vividas.

Besos.

Hell dijo...

Interesante, investigaremos...
Bsos!!

Estrella Altair dijo...

Me encanta este hombre, su inteligencia y su sensibilidad, creo recordar que decía algo parecido:

"Gran parte de las dificultades por las que atraviesa el mundo se deben a que los ignorantes están completamente seguros y los inteligentes llenos de dudas."

Un abrazo

Filô dijo...

Buenísimo, Almena. Me encantó este texto, lo que significa y el hecho de que lo compartieras con nosotros.
Un beso.
F.

Campanita de BarZaires dijo...

Almena, gracias por venir a mi espacio, siempre es estupendo encontrarte, y siempre es una gran oportunidad acercarse al tuyo y descubrir los temas que con tanto cariño escoges, dignos de leerse, como este post que invita a leerlo una y otra vez.
Un beso muy grande.

Viv. dijo...

Cuando una persona se involucra en la realidad intentando revertirla a nivel micro aportando aunque sea un mínimo de tiempo, hace que el dolor se transforme en esperanza y alegría: uno deja de ser espectador y HACE algo. Con la piedad no alcanza.

Un beso.

amigoplantas dijo...

Listo el señor Russel, muy listo

Y no, esa experiencia que describe no es demasiado buena para una vida humana, al contrario, es el "para qué" de toda vida humana

Palabrita

Con cariño

maalexandra dijo...

los motivos casi siempre estan alli* le ponemos son las ganas*

besosdulces*

Franziska dijo...

No conocía este texto pero si la obra del autor en lo que son sus libros de divulgación más conocidos. Ha sido el pensamiento extraordinariamente lúcido de un hombre consecuente con sus ideas.

Este hombre se opuso de forma activa a las armas atómicas. Creyó y, afortunadamente, se equivocó que el mundo pasaría a ser dominado por los Estados Unidos. Sin embargo, el tipo de dominio por el que optó el imperio fue el económico. Comprendieron que no les interesaba someter pueblos porque eso era muy complicado y emprendieron el imperio del dinero y en eso estamos. Perdona. Hablar de Bertrand Rusell me ha hecho desviarme del tema que tú has planteado con tanto acierto.

Un abrazo.